miércoles, 9 de diciembre de 2015

Maratón de cine independiente: Knock Knock y Cop Car

Hace pocos días me decidí a mirar dos películas de cine independiente que me parecieron bastante interesantes: Knock Knock y Cop Car. A continuación, un breve análisis de las dos.



Knock Knock (2015), dirigida por Eli Roth y protagonizada por Keanu Reeves, Ana de Armas y Lorenza Izzo, trata de un padre de familia ejemplar (Reeves) que se queda de Rodríguez en su casa para trabajar mientras su mujer y sus hijos se han ido unos días. Durante la noche recibe la visita de dos chicas que presuntamente necesitan ayuda y Reeves, muy amablemente, las deja entrar en casa. A partir de ese momento todo se complica.

Análisis: la película parte de una premisa interesante. La presencia de las dos chicas es un poco desconcertante al principio, pero se intuye rápidamente que tienen la necesidad innecesaria de complicarle la vida al protagonista porque sí, porque les apetece. Des del momento en el que aparecen las dos protagonistas ya se ve que explotarán en un momento u otro. Aún así, la película hace el esfuerzo por contener/retrasar un poco esta explosión y en este sentido, le cuesta un poco arrancar. Una vez explotan, la película entra en un espiral de sexo, violencia gratuita, muertes, juegos salvajes y redenciones. Allí es donde la película se encuentra más a gusto con ella misma, donde fluye un poco más. Y aunque hay que reconocer que el ritmo mejora, a la película le continua faltando algo. Es una mezcla de acción, suspense y terror pero no acaba siendo ninguno de los tres. Las interpretaciones tampoco son para tirar cohetes, muy corrientes. Aún así, tengo que reconocer que pasé un buen rato, en cierto modo es entretenida. (5.5/10)




Cop Car (2015), dirigida por Jon Watts y protagonizada por Kevin Bacon, trata de un policía al que dos niños que están huyendo de sus respectivas casas le roban su coche patrulla. A partir de allí, empieza una persecución en la cual Bacon intentará recuperar algo más que su coche e minimizar los daños colaterales con todos los medios a su alcance.

Análisis: lo más importante de la película es que sabe combinar muy bien los pocos recursos de los que dispone y logra construir una historia bastante sólida. La película nos va desgranando poco a poco los verdaderos motivos por los que cada personaje actúa al mismo tiempo que nos va revelando que está pasando realmente. A mi parecer, las pequeñas dosis de tensión que se van sucediendo durante la película permiten que esta respire un poco, evita que caigamos en el aburrimiento y da pequeños impulsos a la misma. También destacar la buena actuación de Bacon como un policía en horas bajas, decadente, corrupto, en un estado lamentable. Como único punto negativo de la película solo mencionar su simplicidad en algunos momentos, ya que la historia no acaba profundizando demasiado ni con el protagonista, ni con la historia secundaria, ni con los motivos de los actos de los niños. Quizás allí radica la gracia de la película, en su simplicidad y como he dicho antes, su solidez. Por último, decir que me gustó bastante la fotografía de la película. Thriller interesante y bastante recomendable. (6,5/10) 

No hay comentarios:

Publicar un comentario